la pobreza infantil en argentina

Tras la crisis económica y los años de austeridad, la pobreza infantil aumenta en los países ricos, según Unicef. En España, la proporción de niños que viven por debajo del umbral de la pobreza aumentó nueve puntos porcentuales entre 2008 y 2014, hasta alcanzar casi el 40%.

Mientras que la pobreza infantil en general aumentó significativamente, el incremento más pronunciado (56%) se produjo entre los hogares de cuatro personas (dos adultos y dos niños) que viven con menos de 700 euros al mes, o 8.400 euros al año.

España es el tercer país de la UE, por detrás de Letonia y Chipre, con mayor diferencia entre los niveles de protección social ofrecidos a los niños y a los mayores de 65 años. Durante la crisis, los ciudadanos de más edad de España estaban mucho mejor protegidos que los más jóvenes.

la pobreza infantil en irlanda

El análisis compara a los niños con los adultos en edad de trabajar (entre 18 y 64 años) y con las personas mayores (de 65 años o más), y también examina el impacto del tipo de hogar, la situación laboral, el nivel educativo de los padres, el origen inmigrante de los padres y las privaciones materiales y sociales graves. Todas las cifras se basan en las estadísticas sobre ingresos y condiciones de vida (EU-SILC) disponibles en la base de datos en línea de Eurostat. Los datos de EU-SILC están disponibles para los Estados miembros de la UE, así como para la mayoría de los países de la AELC y los países candidatos.

En 2020, se calcula que el 24,2 % de los niños (menores de 18 años) de la UE estaban en riesgo de pobreza o exclusión social, en comparación con el 21,7 % de los adultos en edad de trabajar (entre 18 y 64 años) y el 20,4 % de las personas mayores (de 65 años o más).

Los niños que crecen en la pobreza y la exclusión social tienen menos probabilidades de obtener buenos resultados en la escuela, gozar de buena salud y desarrollar todo su potencial más adelante, cuando corren un mayor riesgo de convertirse en desempleados, pobres y excluidos socialmente

De 2015 a 2020, el riesgo de pobreza o exclusión social de los niños se redujo en la UE del 27,5 % al 24,2 % (véase el gráfico 1). Sin embargo, en cuatro Estados miembros de la UE el riesgo de pobreza o exclusión social para los niños era mayor en 2020 que en 2015, concretamente en Alemania, Luxemburgo, Suecia y Francia. Entre los Estados miembros en los que el riesgo era menor en 2020 que en 2015, los mayores descensos del riesgo de pobreza o exclusión social se observaron en Hungría (18,9 puntos menos), Rumanía (12,5 puntos menos), Letonia (12,0 puntos menos; datos de 2019), Lituania (11,7 puntos menos) y Bulgaria (11,6 puntos menos).

la mala economía española

Tras un periodo crítico de recesión que se prolongó hasta 2013, poco a poco la economía española ha conseguido curarse de los estragos de la crisis. Tanto es así, que España se ha convertido en uno de los países de la UE con mayores previsiones de crecimiento y el año pasado el PIB español creció un 2,5%, seis puntos porcentuales por encima de la media europea. Las cifras, sin embargo, están lejos de reflejar la realidad de muchas familias y, más concretamente, de muchos niños. Actualmente, uno de cada tres menores en España está en riesgo de pobreza o exclusión social y es aquí donde el inmovilismo social juega un papel importante.

Según la Red Europea de Lucha contra la Pobreza (EAPN), la población infantil en España (menor de 18 años) registra tasas muy elevadas en los indicadores de pobreza: El 31,3% de los niños en 2017 estaba en riesgo de pobreza o exclusión social. Entre estos menores, el 28,3% vive en riesgo de pobreza, el 10,8% vive en pobreza severa, el 9,8% vive en hogares con baja intensidad de empleo y el 6,5% soporta privación material severa.

Los niños en riesgo de pobreza son aquellos que viven en hogares con una renta total inferior al umbral de la pobreza por lo que, en otras palabras, cualquier política que pretenda reducir la pobreza infantil debe pasar necesariamente por apoyar a los hogares de bajos ingresos con niños. En este sentido, es importante hablar de las heridas de la crisis económica. En España, una de cada seis familias de clase media cayó en la pobreza durante la crisis, según el informe de Oxfam de 2019 sobre inmovilidad social y pobreza realizado en el país mediterráneo.

la pobreza en barcelona

El análisis compara a los niños con los adultos en edad de trabajar (entre 18 y 64 años) y con las personas mayores (de 65 años o más), y también examina el impacto del tipo de hogar, la situación laboral, el nivel educativo de los padres, el origen inmigrante de los padres y la privación material y social grave. Todas las cifras se basan en las estadísticas sobre ingresos y condiciones de vida (EU-SILC) disponibles en la base de datos en línea de Eurostat. Los datos de EU-SILC están disponibles para los Estados miembros de la UE, así como para la mayoría de los países de la AELC y los países candidatos.

En 2020, se calcula que el 24,2 % de los niños (menores de 18 años) de la UE estaban en riesgo de pobreza o exclusión social, en comparación con el 21,7 % de los adultos en edad de trabajar (entre 18 y 64 años) y el 20,4 % de las personas mayores (de 65 años o más).

Los niños que crecen en la pobreza y la exclusión social tienen menos probabilidades de obtener buenos resultados en la escuela, gozar de buena salud y desarrollar todo su potencial más adelante, cuando corren un mayor riesgo de convertirse en desempleados, pobres y excluidos socialmente

De 2015 a 2020, el riesgo de pobreza o exclusión social de los niños se redujo en la UE del 27,5 % al 24,2 % (véase el gráfico 1). Sin embargo, en cuatro Estados miembros de la UE el riesgo de pobreza o exclusión social para los niños era mayor en 2020 que en 2015, concretamente en Alemania, Luxemburgo, Suecia y Francia. Entre los Estados miembros en los que el riesgo era menor en 2020 que en 2015, los mayores descensos del riesgo de pobreza o exclusión social se observaron en Hungría (18,9 puntos menos), Rumanía (12,5 puntos menos), Letonia (12,0 puntos menos; datos de 2019), Lituania (11,7 puntos menos) y Bulgaria (11,6 puntos menos).